ir a inicio

Fecha: 11/07/2007 Tipo: MEDIOS DE COMUNICACIÓN

ADIC Y LA CONSEJERÍA DE CULTURA PRESENTAN UN MAPA DE TOPONIMIA DE CANTABRIA.

 

  • La Asociación para la Defensa de los Intereses de Cantabria (ADIC), con la colaboración de la Consejería de Cultura del Gobierno de Cantabria, ha terminado la realización de un "Mapa de Toponimia Tradicional de Cantabria". El trabajo refleja el patrimonio toponímico o nombres propios geográficos de nuestro territorio, tanto si se trata de nombres vigentes o nombres caídos en desuso. Este proyecto nace vinculado a la necesidad de conserver y proteger este patrimonio lingüístico y cultural que corre el riesgo de pederse en el olvido.
  • El proyecto ha sido engargado al ilustrador Alberto Martínez Beivide, con la colaboración del investigador especializado en toponimia Raul Molleda. Se han editado 2.000 ejemplares, de tamaño 67x100 cm, que se repartirán a los colegios y bibliotecas de Cantabria. También se puede encontrar a la venta en la sede de la Asociación ADIC.

   

 

   ADIC elabora el mapa toponímico 'cántabru'. (11/07/2007).

Con el apoyo de la Consejería de Cultura, la Asociación para la Defensa de los Intereses de Cantabria (ADIC) ha elaborado y editado un mapa de topografía tradicional de la Comunidad Autónoma, un trabajo único en su género que recoge los nombres tradicionales de ríos, poblaciones, montes, lomas o playas.
 
 
Raul Molleda, Javier L. Marcano, Bernardo Colsa y Alberto M. Beivide, de izquierda a derecha.
 
El trabajo es obra del investigador y etnógrafo Raúl Molleda que explicó que, tradicionalmente, en lenguaje popular de Cantabria todo lo que acaba en 'o' se pronuncia 'u', por eso en el mapa, obra del dibujante Alberto Martínez, aparecen términos como el Mar Cantábricu, Escobedu, Maoñu, Polancu o Vioñu. Y también localidades con el nombre que, al parecer, le dan los habitantes de cada una de ellas: Rinosa, Camargu, L´Hayuela y Santandé. Se han editado dos mil ejemplares, por valor de 3.000 euros, que serán distribuidos por centros públicos y privados de la región. Marcano alabó el trabajo «que es de gran rigor y no sólo alienta la curiosidad sino que sirve para hacernos preguntas sobre cómo ha evolucionado Cantabria y su lenguaje».

Gracias a las explicaciones recibidas ayer, los más legos supimos que en lenguaje popular cántabru 'llama' significa ciénaga y eso era el actual parque de Las Llamas, de El Sardinero.

Volver a Principal

+ Comunicados