ir a inicio

Fecha: 16/04/2013 Tipo: ADIC

ADIC DENUNCIA LA FALTA DE APOYO QUE SUFRE LA CULTURA CON IDENTIDAD CÁNTABRA.

 

  ADIC denuncia el proceso de aculturización que se está llevando a cabo en Cantabria de la mano de sus propias instituciones públicas, que lejos de dignificar y proteger nuestra cultura autóctona con un mínimo de seriedad, vuelcan sus esfuerzos en arraigar en nuestros pueblos actividades totalmente ajenas a la identidad cántabra.  Favoreciendo, con las Ferias de Abril y Mercados Goyescos, aspectos ideológicos e identitarios por encima de lo estrictamente cultural y financiándolo con fondos públicos, cuando la cultura con identidad cántabra sufre recortes brutales.

 

ADIC manifiesta una vez más su preocupación por el hecho de que en multitud de municipios cántabros se esté poniendo de moda la celebración de la Feria de Abril, con el amparo, patrocinio o apoyo directo de las propias instituciones cántabras.

ADIC desea, en primer lugar, reiterar el más absoluto respeto y admiración por la cultura andaluza y sus manifestaciones, del mismo modo que exonera de toda responsabilidad a aquellos colectivos andaluces existentes en Cantabria. A juicio del colectivo cantabrista, lo grave es que sean los propios ayuntamientos cántabros los que dediquen subvenciones y recursos públicos para enfatizar la cultura andaluza, identificándola torpemente con el ideal español, al tiempo que se sigue condenando a la cultura cántabra al más absoluto de los ostracismos.

Por una parte, la Asociación cree que en un contexto de desarraigo generalizado en que vive la sociedad de Cantabria, el hecho de volcar tales esfuerzos en fomentar ese único modelo cultural no es más que un paso más en el proceso de aculturización al que el pueblo cántabro lleva siendo sometido desde hace décadas. Un proceso que ha hecho prácticamente desaparecer la mayoría de las manifestaciones culturales autóctonas de este pueblo, ante la dejadez y la falta de sensibilidad de unas instituciones únicamente obsesionadas en imponer los tópicos culturales de la España cañí.

Este colectivo insiste en lo necesario y positivo de fomentar la multi-culturalidad dentro de la universalidad. Pero, del mismo modo, niega que este tipo de eventos tengan nada que ver con la diversidad, sino más bien al contrario, ya que es el único modelo cultural que se impone en nuestras calles, plazas y pueblos. Ante la riqueza cultural existente en el mundo, el hecho de utilizar hasta el agotamiento la misma temática responde únicamente a los intereses ideológicos de quien está obsesionado en imponer un modelo de identidad, no escatimando en esfuerzos para tal fin.


Volver a Principal

+ Comunicados