ir a inicio

Fecha: 29/12/2005 Tipo: MEDIOS DE COMUNICACIÓN.

ADIC LAMENTA QUE LA SELECCIÓN CÁNTABRA DE FÚTBOL NO DISPUTE PARTIDO ESTAS NAVIDADES.

 

La Asociación para la Defensa de los Intereses de Cantabria (ADIC) echa en falta que en estas Navidades no se haya organizado el tradicional partido de fútbol de la selección absoluta de Cantabria. En este sentido el colectivo cantabrista cree que tanto por parte de la Federación Cántabra de Fútbol como por el lado del Gobierno no ha habido interés ni voluntad política para celebrar un encuentro ya tradicional en muchas otras Comunidades y que bien pudieran haberse materializado si realmente hubiera habido implicación. La no celebración de este partido, que no es otra cosa que una muestra de los valores deportivos de nuestro pueblo expresados a través del denominado "deporte rey", ha visto truncado una vez más la oportunidad de celebrar conjuntamente el sano orgullo de sentirse cántabro, la exaltación de nuestras señas de identidad, con la práctica deportiva en una Comunidad como la nuestra que ha demostrado el grandísimo nivel deportivo que posee.

 

ADIC lamenta que la selección absoluta de Cantabria no celebre su tradicional partido de Navidad en lo que bien pudiera haber sido una manifestación más de la implicación de la sociedad cántabra con sus deportistas de élite. El hecho de no celebrar el encuentro demuestra, a juicio de la asociación, la existencia de determinados intereses políticos en contra del mismo, porque lo que realmente ha ocurrido para que el partido no se lleve a efecto es la falta de compromiso de nuestras instituciones, ya que el encuentro, más que un acto deportivo o de reivindicación de derechos políticos, es una actividad festiva del pueblo cántabro, una exaltación del sentimiento de apego a nuestra tierra expresado, en este caso, por un deporte como el fútbol que ninguna implicación negativa pueda tener.

En una Comunidad como la nuestra, donde el nivel de nuestros deportistas en el contexto internacional es bastante elevado, la celebración de este tipo de partidos encuentra prácticamente su justificación en la convocatoria a la ciudadanía para aplaudir a nuestros futbolistas, a una cantera que ha dado al fútbol internacional jugadores de primer nivel, a unos deportistas que, en suma, a través del deporte más universal, llevan el nombre de Cantabria por todo el mundo.

 

La proliferación de este tipo de partidos por las diferentes Comunidades Autónomas del Estado y la celebración por vez primera de partidos en comunidades como la gallega o la murciana demuestra que estamos ante una realidad deportiva convertida ya en tradición que todos los territorios del Estado quieren celebrar para fomentar el deporte como elemento dinamizador de los pueblos. Cantabria, sus representantes institucionales, desgraciadamente, no han querido que se lleve a efecto y los cántabros nos hemos vuelto a sentir huérfanos mientras asistimos con cierta envidia a las fiestas deportivas de Galicia, Euskadi, Navarra, Cataluña, Valencia, Murcia o Andalucía.

El colectivo cantabrista cree además que la celebración de un partido del Racing con la selección china demuestra que perfectamente se hubiera podido llevar a cabo el partido, que había un contrincante disponible, lo que acentúa aún más el nulo interés por celebrar el encuentro. Sin embargo y, una vez más,  la situación contrasta con la celeridad que se dan nuestras instituciones para organizar otra serie de partidos o eventos deportivos con dudosa capacidad de convocatoria y discutible interés para la ciudadanía.

 

 GABINETE DE PRENSA DE ADIC


Volver a Principal

+ Comunicados