ir a inicio

Fecha: 22/05/2008 fuente: DIARIO MONTAÑÉS
ENTREVISTA A BERNARDO COLSA, PRESIDENTE DE LA ASOCIACIÓN ADIC
El periódico de Cantabria, El Diario Montañés, publicó el 11 de mayo una entrevista con el actual presidente de la Asociación ADIC.

 

    BERNARDO COLSA LLOREDA, PRESIDENTE DE LA ASOCIACIÓN PARA LA DEFENSA DE LOS INTERESES DE CANTABRIA (ADIC). «Cantabria tiene que buscar su progreso partiendo de si misma». 11.05.08 -  PILAR CHATO.

 

- ¿La entrevista en castellano o en cántabro?

-(Sonríe). Reconocer una realidad lingüística peculiar para Cantabria, documentada y estudiada, sólo supone eso, nada más. Yo soy castellano parlante y utilizo palabras y giros típicamente cántabros, como la mayoría de mis paisanos.

-¿Sea sincero, tras la publicación del diccionario que ha impulsado ADIC, le han vacilado o ha visto interés?

-Salvo mi tío Salva, que cree que es un atraso porque afirma que dejó de utilizar muchas de esas palabras cuando vino a vivir de Argomilla a Santander, no ha habido mayor comentario negativo sino todo lo contrario. Nos hemos limitado a preparar una obra documentada y con abundante bibliografía. Ese es su aval. Podrá gustar más o menos, pero las referencias son indiscutibles. Interés hay y mucho; de hecho, sólo en la Feria del Libro se han vendido 103 ejemplares, que no está nada mal para ser un diccionario.

-Lleva 22 años vinculado a ADIC, ¿qué lleva a un chaval de 15 años a sumarse a una organización de este tipo?

-Mi 'hobby' es la etnografía y la historia; cuando ves que hay una riqueza popular tras los quehaceres diarios y además unos acontecimientos históricos que no te enseñan en las escuelas sino que lo hacen tus padres y abuelos, te rebelas. Y me rebelé contra el olvido, la ignominia, el abandono y el desprecio hacia nuestra cultura, nuestra historia y nuestro pueblo.

-¿Se sabe todos los ríos de Cantabria?

-Sí, se me escapará algún regato, pero en líneas generales conozco muy bien la geografía política y física de Cantabria. El que no se me olvida es el Deva. Mi hija se llama así.

-¿Reivindicación o negociación?

-No está reñido lo uno con lo otro. El diálogo es la base de la convivencia; hablar de nosotros, entre nosotros, es fundamental. Creo que se debe reclamar cuanto sea necesario y lo que se considere conveniente, en claves de solidaridad y responsabilidad, y siempre a partir de una idea reflexionada y analizada porque no se puede pedir algo por mimetismo si no sabes cómo conseguirlo. A partir de ahí a hablar, que es un ejercicio sanísimo y a comprender que otros pueden pensar diferente a ti.

-¿Podría darme el nombre de cinco héroes de la identidad cántabra o de la defensa de su autonomía?

-Abundancio, senador cántabro ajusticiado por Leovigildo en el 574; Juan de Castañeda como pionero investigador de la historia de Cantabria en el siglo XVI; Francisco de la Iglesia, primer presidente de la Provincia de Cantabria (1778); Campillo, guerrillero en la Guerra del Francés y miembro del Armamento Cántabro por su tenacidad y empeño defendiendo su terruño; y Santiago Fuentes Pila, diputado tradicionalista que en el primer tercio de siglo XX apostó por la autonomía cántabra sin tapujos ni complejos y con argumentos.

-¿Quién es su preferido?

-Me quedo con los junteros de Puente San Miguel -Francisco de la Iglesia- que representan la culminación de la lucha de generaciones de cántabros por defender su derecho y sus costumbres tras siglos de pelea contra los abusos señoriales; se dieron cuenta de lo que consiguieron y plantearon la unión de las jurisdicciones cántabras en pro de los intereses generales de Cantabria.

-¿Su reto pendiente?

-Contribuir a dignificar la cultura e historia cántabra. Los jóvenes de antes y de ahora salen del bachillerato analfabetos de Cantabria, no sólo porque las enseñanzas sean escasas sino porque se cuenta nuestra historia, cuando se hace, como una crónica de chascarrillos y hechos anecdóticos. Cantabria tiene su historia y su papel en la misma, no sólo por la aportación de sus hijos más afamados, que es lo que trasciende, sino como conjunto, como pueblo, como entidad expresada a lo largo de los siglos.

-¿Está donde quería?

-Personalmente sí. Laboralmente siempre se puede progresar, pero estoy bien, lo que tengo creo que me lo he ganado. Aún así, como cántabro, me gustaría aportar mi trabajo para que en Cantabria se viva cada día mejor. Es algo que a cualquiera le tiene que llenar de orgullo.

-¿Dónde se ve dentro de 20 años?

-Espero que feliz con mi familia y amigos, viviendo y trabajando en mi tierra y, como digo, tratando de colaborar para que Cantabria y los cántabros seamos respetados y tengamos las mayores cotas de bienestar posible.

-Más vale pájaro en mano...

-No, hay que arriesgar para avanzar. Riesgo sin aventuras, eso sí, pero en las apuestas, en saber tomar decisiones con responsabilidad, está la clave del desarrollo.

-Ser utópico sirve .

-Como dijo Anatole France, «la utopía es el principio de todo progreso y el diseño de un futuro mejor». Ser utópicos, pensar en clave utópica, es el primer paso para hacer una sociedad mejor.

-Ver para creer o viceversa

-Hay que confiar. La fe es necesaria para el mejor entendimiento de las personas, para que las relaciones humanas sean precisamente humanas.

-Cantabria tiene que apostar por .

-Por ella misma. Tiene que buscar su futuro, su progreso partiendo de sí misma. Para mí, en la autoidentificación del cántabro con su tierra está una de las claves porque así logramos que el ciudadano apueste por Cantabria. Como desde hace años decimos muchos cantabristas, tu identidad es progreso.

-¿Su pasión?

-Cualquier libro o artículo de historia y por mi hija Deva. Pero mi gran pasión es Cantabria, como sujeto y objeto de estudio, y también el Racing; el fútbol no, el Racing. Como dicen las Juventudes Verdiblancas, se trata de una pasión inexplicable.

-¿Qué cosas merecen la pena?

-La familia, la amistad y el amor. El amor lo es todo.

-Reformar el Estatuto de Cantabria es...

-Una necesidad inaplazable. El Estatuto es la clave de nuestro bienestar, si nos quedamos atrás en su reforma, Cantabria se queda atrás, todos nos quedamos atrás.

 


Volver a Principal

+ Noticias