ir a inicio

Fecha: 26/06/2006 fuente: MEDIOS DE COMUNICACIÓN
ADIC Y ARCA DAN UNA RUEDA DE PRENSA SOBRE EL PARQUE DE LAS LLAMAS DE SANTANDER.
ADIC Y ARCA RECLAMAN UN DEBATE ABIERTO Y QUE EL PROYECTO DEL PARQUE SE SOMETA A INFORMACIÓN PÚBLICA.

 

 Las Asociaciones ARCA y ADIC acusan al Ayuntamiento de Santander de “traicionar” a los vecinos en las Llamas, por “rentabilidad electoral”. (26/06/2006)

La Asociación ecologista ARCA y la Asociación para la Defensa de los Intereses de Cantabria (ADIC) acusaron hoy al Ayuntamiento de Santander de "traicionar" las aspiraciones de los ciudadanos respecto al futuro parque de Las Llamas y de hacerlo únicamente "por rentabilidad política" y para que las obras puedan estar terminadas antes de las próximas elecciones para sacarse "la foto".

 ............Francisco Colsa (representante de ADIC, a la izquierda) y Carlos García (representante de ARCA, a la derecha)

A juicio de Carlos García, ex presidente de ARCA y responsable de la campaña impulsada en su día a favor de la creación de un parque en este espacio, los ciudadanos están siendo "burlados y engañados" por la "loca carrera" de inaugurar el parque y no se está respetando el modelo "consensuado" hace 18 años cuando se decidió conservar este espacio para parque.
  
"El Ayuntamiento ha abandonado deliberadamente el modelo consensuado y esperado, para imponer un modelo opuesto, artificial y artificioso, que supone una alteración de la configuración natural de la vaguada mediante obras costosas que buscan la exaltación de valores ornamentales poco útiles", lamentó el representante de ARCA.
  
Por ello, García instó al Ayuntamiento a "retomar" aquel modelo que "entusiasmó a la gente" frente al modelo propuesto por el Consistorio que, si bien diseña un hábitat "excelente" para las aves, resulta "mediocre para los humanos" y supone "perder una oportunidad de incorporarse a la modernidad", en favor de un "frenazo y vuelta atrás".
  
Al mismo tiempo, reprochó al concejal de Medio Ambiente, Iñigo de la Serna, sus palabras "tranquilizadoras y amables" que, a juicio de García, lo que buscan es "ocultar que se está aplastando algo que ya se daba por sentado" y un consenso que representó en su día un "triunfo de la democracia participativa", que empujó a desplazar el trazado de la S-20 para preservar este espacio como parque.

AMPLIAR EL DEBATE SOCIAL
Cuestionó además la utilidad del Consejo de Sostenibilidad para mejorar el modelo de parque y abogó, en cambio, por "ampliar el debate social, favorecer la máxima participación ciudadana" y sacar el proyecto a información pública. García, también rechazó que se trate de un debate a favor o en contra de un parque y recalcó que es "una lucha de modelos", entre el que pretende "imponer" ahora el Ayuntamiento y el impulsado por la ciudadanía hace 18 años.
  
En términos similares se pronunció el vicepresidente de ADIC, Francisco Colsa, quien lamentó el "caciquismo" y el "exceso de prepotencia" de los que está "pecando" el Ayuntamiento en este asunto. Según dijo, hace 18 años los ciudadanos y los movimientos sociales "conquistaron" ese espacio como futuro parque y ahora el Consistorio quiere "vender la moto" y pretende presentar la oposición a su proyecto como un debate 'parque sí, parque no'.
  
También se preguntó por qué no se debatió en el Consejo de Sostenibilidad y se presentó a las asociaciones y vecinos 'a priori', sino que se ha esperado a tenerlo ya adjudicado y con las obras en marcha. En su opinión, se debe a "electoralismo puro y duro" y cuestionó por qué no se para como sucedió con el parque de la calle Vargas. A juicio de Colsa, Santander es "una ciudad empeñada en perder su personalidad", que "deja que se caigan los barrios", no fomenta las tradiciones en las fiestas y ahora "impone" un parque que no tiene nada que ver con el modelo cántabro.


Volver a Principal

+ Noticias